Text Size:   A+ A- A   •   Text Only
Find     
Site Image

DHS news release

6 de diciembre, 2007


Contacto General: Bonnie Widerburg, 971-673-1282


Oficiales de salud ofrecen consejo de seguridad al regresar a lugares afectadas o dañadas por la inundación y el viento


 

Los oficiales de Salud Pública recomiendan a las personas de y pensar en su seguridad y la de su familia al volver a sus hogares dañados por la inundación o el viento para reparar los danos.

 

“Es importante que las personas estén enteradas y consientes de las recomendaciones de seguridad al volver a las viviendas evacuadas y comenzar las actividades de limpieza,” dijo Susan Allan, M.D., J.D., M.P.H., Directora de Salud Pública del Departamento de Servicios Humanos del Estado de Oregon.

 

Las aguas que producirán la inundación pueden contener basura, aguas de cloaca, suciedad, petróleo u otro material o sustancia que pueden ser peligrosas. Para evitar daño, la Dra. Allan recomienda:

  • Lávese siempre las manos con jabón y agua que ha sido hervida antes de preparar o consumir alimentos. También se debe lavar las manos después de ir al baño y después de haber manejado o tocado artículos contaminados con aguas producto de la inundación o aguas de cloaca.
  • Esté alerta y manténgase alejado de los cables de electricidad que se han caído especialmente en las ramas de los árboles.
  • Tenga cuidado si trabaja alrededor de árboles caídos. Estos pueden desplazarse de repente y crear un peligro adicional. Consulte con capacitados profesionales para obtener asistencia.
  • Tome precaución cuando regrese a edificios y viviendas dañadas por la inundación, debido a daños estructurales que pueden haber sufrido. Vidrios rotos podrían estar entre la basura, cubiertas por el lodo o en lugares esparcidos que no pueden ser vistos.
  • Utilice botas de plástico y guantes de material resistente al agua cuando esté limpiando el lodo u otra basura producto de la inundación.
  • Tenga en cuenta que la electricidad todavía puede estar prendida y que las superficies mojadas representan un peligro de ser electrocutado. Si el sistema eléctrico que ha dañado por la inundación, no lo prenda o utilice.
  • Si hay alguna posibilidad de fugas de gas en el edificio o vivienda que pudieron haber ocurrido durante la inundación, evalúe y comuníquese con los oficiales de emergencia.